En óptica Clérigues contamos con un amplio equipo para la adaptación de cualquier tipo de lente de contacto. Tenemos éxito en un 99’9% de las adaptaciones siendo el 0’1% de los resultados desfavorables, el abandono del propio cliente.

Para la iniciación del uso de las lentes de contacto, el cliente debe tener motivación porque en el aprendizaje de la manipulación no todo el mundo es hábil, lo que no quiere decir que sea imposible ni tan siquiera complicado, incluso en aquellas personas que decían tener aprensión a tocarse los ojos, tuvimos éxito en su adaptación.

Así pues con las lentes de contacto se amplía el campo visual, sin tener el límite de la montura para poder ver a su través, igualmente se hace la visión más natural porque la lente va sobre el ojo, y no se modifica el tamaño de las cosas. También permiten el movimiento libre del ojo, y con el incremento del parpadeo para humedecer mas las lentes de contacto, se da mayor expresividad en la mirada. Ante todo las lentes de contacto son cómodas porque no pesan sobre la nariz, ni se marcan las plaquetas, ni se mojan cuando llueven, ni se empañan…

En resumen, si nunca has llevado lentes de contacto te aconsejaremos para un inicio en éste complejo y fascinante mundo. Atrévete incluso con las cosméticas de color, notarás y notarán el cambio.

Dependiendo de tus gustos y tu fisiología ocular, te aconsejaremos sobre el tipo de lente de contacto que más se ajusta a tus necesidades, sin ningún compromiso.

Disponemos de Lentes de Contacto de los siguientes tipos:

• Uso diario: fabricadas para su permanencia en el ojo durante un día, tienen la ventaja que no precisan de un cuidado demasiado exhaustivo. Ésta ventaja no excluye la higiene a la hora de manipular las lentes de contacto, que debe mantenerse en cualquier tipo de lentilla

• Sustitución mensual: precisan de un cuidado más preciso que las lentillas diarias, ya que se quitan todas las noches, se guardan en el portalentes con el líquido, y al día siguiente se ponen de nuevo en el ojo. Durante estos casos al estar la lentilla en peligro que se depositen sobre ella microorganismos que pueden dañar el ojo al entrar en contacto con éste, tendremos que hacerle un mantenimiento básico, consisntente en limpieza diaria de la lentilla, del portalentes y el rellenado también diario de dicho portalentes con líquido nuevo. Esto se mantendrá para todo tipo de lentillas excepto las de uso diario y las rígidas, que requieren otros cuidados.

Es de vital importancia aclarar el significado de las palabras sustitución mensual. Las lentillas no son de treinta usos, sino de un mes natural, en el momento se abre el blister de la lentilla su duración es deun mes, tanto si la has utilizado como si no.

• Uso continuado (dia y noche): estas lentillas se caracterizan por tener una mayor hidratación y transmisibilidad al oxígeno que las anteriores, ya que, como sabemos, la córnea se nutre en gran medida del oxígeno que contiene la lágrima y debido a que la lentilla permanece delante de la córnea durante tanto tiempo seguido, ésta necesita un gran y continuado aporte de oxígeno.

• Bifocales y progresivas: En el campo de la contactología, gracias a la investigación se ha dado solución a los pacientes présbitas, persona que necesita de una graduación adicional para la visión de cerca,  dando una visión clara, nítida y confortable tanto en visión lejana como cercana.

• Tóricas para corregir astigmatismo: lo que antes era un imposible tiene hoy en día solución. Estas lentes tienen una geometría que corrigen el astigmatismo en su totalidad, lo que supone para el paciente una visión perfecta y sin distorsión. Disponemos de lentes de contacto tóricas desechables mensuales y también desechables diarias.

• Cosméticas o de colores: son lentes de contacto para cambiar el color de tus ojos, con o sin graduación